Aquí estoy con el delantal para enseñaros este plato que no puede ser más fácil y versátil, y con unas características parecidas al pollo. Hoy hablaremos sobre los beneficios del pavo, sacaremos el jugo a este alimento típico de las mesas en Navidad o en el día de Acción de gracias, pero en realidad sería buena idea empezar a tomarlo para cualquier ocasión. Eso sí, cuidado y aprendamos a saber lo que comemos, porque  es fácil caer en la trampa y excedernos en tomarlo en forma de fiambre. La forma más recomendable sería tomar partes de la pieza.

Las carnes que encontramos a mejor precio y calidad en el mercado en este segundo mes del año serían: Becada, buey, cerdo, cochinillo, codorniz, conejo, cordero, faisán, gallina, hígado, jabalí, liebre, mollejas, pato, pavo, perdiz, pollo, ternera, vaca y venado.

Hoy nos salimos un poco de lo habitual para esta época, que serían las piezas de caza como ya os he comentado alguna vez, para hablaros de un ave del que se está empezando a aumentar cada vez más su consumo. Hoy ponemos en la lista de la compra el pavo.

«Es bajo en grasa y colesterol, lo que hace que sea una carne ideal para incluir en nuestra dieta diaria y mantener una buena salud del corazón.»

Su carne, sin apenas grasa y con un alto porcentaje de proteínas, hace que sea un habitual en dietas para el deporte y el adelgazamiento. Pero es válida también para todos aquellos que no nos regimos por ninguna dieta y simplemente comemos comida. Así, sin más.

Sin detenerme más os empiezo a contar los beneficios del pavo:

Beneficios del pavo:

  • Un 75% de su composición es agua, por ello y por su bajo contenido en grasa, es un alimento sin apenas calorías que se utiliza para dietas de adelgazamiento.
  • Es también por eso mismo que mantiene la piel limpia y tonificada.
  • Es bajo en grasa y colesterol, lo que hace que sea una carne ideal para incluir en nuestra dieta diaria y mantener una buena salud del corazón.
  • A diferencia del salmón, el cual consideramos que está dentro del grupo de los pescados azules, el pavo se engloba en el de las carnes blancas.
    • ¿Por qué se denominan así? A simple vista la respuesta es fácil, su carne es de color blanco. Pero el motivo real para adquirir este nombre es su contenido en grasa. La carne blanca (o magra), en diferencia con las carnes rojas, posee un 3% de grasas mientras que las segundas aportan de un 12-20%. Por ello es recomendable aumentar su consumo a 3-4 veces por semana. No obstante, si queréis adentraros más en ello, os dejo esta información que os será útil.
  • Tenemos que tener en cuenta que la parte de la pechuga es la parte más magra de este ave, o lo que es lo mismo, la parte con menos grasa pero con más proteínas. Proteínas de alto valor biológico (una vez más aparecen) que intervienen en numerosos procesos tales como:
    • Activar el organismo en caso de infecciones o agentes patógenos.
    • Producción y recuperación de células.
    • Producción de colágeno.
  • Uno de los componentes con bastante importancia que está presente en el pavo es el zinc, que nos brinda estas propiedades:
    • Elimina del organismo células cancerígenas.
    • Interviene en el proceso de cicatrización, mejorando el estado de la piel en personas con acné. De lo contrario, un déficit de este mineral conlleva aparición de psoriasis, eczemas, herpes o envejecimiento de la piel.
    • Una falta de este nutriente provoca fatiga.
    • La presencia de una cantidad normal de zinc evita la inclusión de organismos infecciosos y contrarresta su efecto si lograran entrar en el cuerpo.
    • Es importante el consumo de alimentos con zinc en personas con problemas arteriales y de corazón.
    • También es esencial en niños, pues interviene en la formación de huesos. Relacionado con esto mismo se recomienda su consumo (entre otros) para tratar la osteoporosis.
    • El primer dato curioso de hoy es de importancia para los lectores del género masculino, pocas cantidades de zinc en la dieta provoca disfunción erectile y pérdida de la libido. Además de inhibir la alta presencia de una sustancia que se expulsa junto con la testosterona y que puede provocar la aparición de cáncer de próstata.
  • El segundo es que comer carne de pavo ayuda a conciliar el sueño; es gracias al triptófano, que activa la producción de serotonina y ésta hace que nos sintamos calmados y nos regula el sueño. Así que…¡os veo atracando las neveras en las noches de insomnio!
  • El cáncer se forma por radicales libres, los cuales son eliminados cuando entra en juego el selenio, mineral fundamental en el sistema antioxidante previniendo su formación.
  • Os dejo adjunto el artículo del pollo, ya que los dos comparten en su composición gran cantidad de vitaminas del grupo B y ahí os explico todo sobre ellas.

En resumen, a partir de ahora sería interesante incluir este tipo de carne al carrito a la hora de hacer la compra, pues hemos visto que los beneficios del pavo en nuestra salud son de gran importancia en muchos procesos y tenerlo presente en cualquier tipo de dieta que llevemos (o no) nos proporciona un alimento rico y ligero que tener presente. Además de tener muchas formas de preparación y salvarnos en más de una cena si ese día no tenemos inspiración.

 

Para hoy he querido preparar algo aún más sencillo de lo habitual, unas brochetas de pechuga de pavo en tacos que podéis combinar con cualquier cosa que tengáis en mente. En este caso he utilizado pimiento verde, calabacín y tomatitos cherry.

Os dejo la receta:

DIFICULTAD: Fácil

TIEMPO DE PREPARACIÓN: 15 min

INGREDIENTES PARA 2 PERSONAS

  • Tacos de pechuga de pavo
  • Verduras varias
  • Tomates cherry
  • Todo lo que queráis pinchar

PREPARACIÓN

  1. Lo primero será cortar las verduras que elijamos en formas cuadradas.
  2. Cogemos dos sartenes, en una hacemos el pavo a la plancha y en otra las verduras a la plancha.
  3. Una vez lo tenemos ya todo listo es el momento de pinchar todo en las brochetas.
  4. Servir y tomar al momento.

beneficios del pavo

**VALOR NUTRICIONAL DEL PLATO** (Una brocheta)

Energía: 48,15 kcal

Grasas: 0,9 g

Proteínas: 9,05 g

Hidratos de Carbono: 0,35 g

 

Cerramos el mes más corto del año con esta receta tan fácil y saludable, y nos vemos la semana que viene con más cosas nuevas, ¡toca dulce!, pero con truco…

Espero que todo lo que os he contado sobre los beneficios del pavo os haya resultado interesante y os sea de ayuda para mejorar vuestra alimentación ahora que ya sabeis más información sobre este tipo de carne.

Como siempre, espero vuestras opinions y sugerencias en el recuadro de comentarios de aquí abajo.

¡Nos reunimos la semana que viene!